lunes, 23 de marzo de 2015

(h)




llenaladestrezaypregonalabelleza
fresca


2 comentarios:

JOSÉ LUIS MORANTE dijo...

Qué cálido y diverso se refleja ese trabajo anónimo de quien ofrece la fruta a los viandantes. Una hermosa imagen de lo cotidiano. Abrazos desde Rivas

Jose Rasero dijo...

Gracias (y abrazos) desde Cádiz.